Seguidores

Página Principal

sábado, 24 de febrero de 2018

Reseña:El juego de Ender - Orson Scott Card



"Cuando conozco a mi enemigo tan bien como para derrotarle, le quiero. Y entonces, cuando le quiero, le destruyo".  -Ender







El juego de Ender es una novela corta del escritor Orson Scott Card, publicada en 1985, y ganadora de los dos premios más prestigiosos de la ciencia ficción, el premio Hugo y el Premio Nebula. Es una obra corta pero poderosa que profundiza en la psicología y en los sentimientos de su personaje principal, Ender, y que me ha encantado, y en esta reseña les diré por qué.

La historia gira en torno a la travesía de Ender en la escuela de batalla, que fue creada por una alianza mundial para entrenar un ejército interestelar y encontrar al lider de este para defender la Tierra de una posible tercer invasión de la raza alienígena que intentó colonizar la Tierra en el pasado en dos ocasiones, habiéndolo logrado a no ser por el genio militar y héroe Mazer Rackham, que llevó a la Tierra a la victoria.

Los niños que el gobierno ve con más aptitud son mandados a dicha escuela, por lo que el entrenamiento empieza a muy temprana edad. El director de la escuela, el general Graff, ve en Ender algo que los demás no ven, ese instinto violento y contundente necesario para ser el comandante de la flota.

La verdad que es una historia muy profunda, llena de una historia de transfondo genial. Durante toda la novela se ahonda en los sentimientos y en la psicología de Ender, encaminado a su destino intencionalmente por sus superiores sin que él lo sepa, a base de engaños y mentiras, de pruebas y medias verdades, y sobre todo de constantes cambios que estos incluyen en su rutina llevándolo al límite, con la intención de convertirlo, o más bien de sacar su máximo potencial militar. Y aquí entra la primera cuestión que le da un matiz especial a la historia. Convertirse en lo que se espera de nosotros o el deber que tenemos, pero, ¿a consta de qué? Y aquí no solamente se tiene en cuenta lo que queremos, sino también en la supervivencia de la humanidad. Pero, ¿y si los insectores no regresan? Han pasado decadas y ni señas de que los insectores vayan a volver. Y es muy perceptible, tal vez paulatinamente pero aun así perceptible, la evolución de Ender a lo largo del tiempo, a través de todos los desafíos que se le van presentando. O que le van presentando.

Hay muchos personajes muy bien definidos y que juegan un papel importante en la evolución de Ender. Su hermano mayor Peter, un genio al igual que él. Pero mucho más violento y sin escrúpulos, lo que es motivo suficiente para que no haya sido elegido para la escuela de batalla. Peter odia a Ender porque a él sí lo eligieron y a lo largo de la historia se siguen sus pasos en su camino a convertirse en un líder mundial. Es en él a lo que Ender teme convertirse. Pero se va dando cuenta que tiene más de Peter de lo que desearía. Otro personaje importante es Valentine, su hermana, que lo ama incondicionalmente.

No es una historia cualquiera. Lo que más me gustó fue el final. Un final desgarrador. Quienes hayan visto la película saben de qué hablo, pero en el libro es mucho mejor. Y cierra la trama del libro pero abre oportunidades infinitas. Realmente quedé muy satisfecho en ese aspecto.

Sin lugar a dudas, es de los mejores libros de ciencia ficción que he leído. Pronto haré la reseña de la segunda parte, La voz de los muertos, y sin lugar a dudas la saga está a la altura de los grandes, como Isaac Asimov. Espero que no tengan pesadillas con insectores. Saludos. ☺

No hay comentarios:

Publicar un comentario